El presidente de la Federación Económica de Santa Cruz (FESC), Guillermo Polke, reiteró sus críticas al gobierno de Mauricio Macri, al realizar un balance de la administración de Cambiemos, y opinó que dejó serios problemas económicos y una crisis en el sector comercial y empresarial del país.

Por otro lado, renovó las esperanzas con el cambio presidencial, y se mostró ansioso que Alberto Fernández convoque a todas las federaciones económicas del país, con el objetivo de conformar una gran mesa nacional para abordar los inconvenientes del sector y consensuar las acciones para activar a las pequeñas y medianas empresas (pymes).

“Nuestra entidad siempre fue crítica de las políticas económicas y financieras que adoptó el macrismo. En estos últimos años, marcamos que este gobierno estaba causando serios daños a nuestro sector y a la economía en general, y las consecuencias están a la vista, con una seria crisis que afecta a todos. Macri llegó a la presidencia gracias a la implementación de engaños y mentiras a la ciudadanía, como fue el anuncio de ‘pobreza cero’, pero como sabemos las farsas tienen las patas cortas y no llegan muy lejos, y hoy tenemos los resultados con una crisis que esta destruyendo a la economía. Para citar algunos ejemplos o cifras que deja este gobierno de Cambiemos, y que según Macri, su gabinete era ‘el mejor equipo en los últimos 50 años’, tenemos como secuelas; 35 por ciento de pobreza, 54,5 por ciento de inflación, 10 por ciento de desempleo, 95 por ciento la tasa de interés, un dólar a 61 pesos, una deuda pública que representa el 92 por ciento del PBI y en 2200 puntos el riesgo país. Los números están a la vista y sin dudas, el macrismo fracasó y engañó a los argentinos realizando promesas solo electorales y dejando al país postergado”, dijo Polke.

También el referente de la FESC, consideró que el jefe de Estado electo quiere trabajar muy fuertemente sobre las economías regionales y las pymes. En este sentido, aspiró a que Fernández convoque a una mesa de diálogo a las federaciones económicas de todas las provincias para que expongan la situación de cada región y cuáles son las herramientas que se requieren para reactivar y desarrollar a las pymes.

“El nuevo presidente está dando señales de buscar el diálogo y el consenso, lo que destaco y considero necesario para sacar al país de esta crisis. El trabajo conjunto, permitirá que todos los sectores colaboremos en esta epopeya. En este marco de diálogo, anhelamos que cite a los dirigentes de las federaciones económicas de todo el país a una mesa de trabajo para que se puedan abordar los requerimientos de las economías regionales, y juntos poder encontrar las herramientas para activar al sector privado y así garantizar la creación de puestos de empleo que tanto demanda la sociedad argentina”, afirmó Polke.

Comentarios

comentar