Sara Garea es la abuela de los niños, víctimas del incendio fatal ocurrido ayer en barrio Jorge Newbery. La mujer hizo una grave acusación a través de un medio radial: «para mí no fue accidental, recibieron amenazas para que dejaran la casa» y «la puerta estaba trabada de afuera».

En comunicación con Radio Del Mar, Sara Garea, madre de Fabián Bargas, quien murió tras el incendio de su vivienda, junto con su esposa e hijo de 16 años, acusó que para ella el siniestro fue intencional.

“Comentarios hay muchos, hay que averiguarlo, ya me voy a acercar a la comisaría, voy a ver. Es muy raro todo, para mí no es accidental. Soy mamá, conozco, pertenecí a la fuerza, conozco y vi cosas raras. Algunas amenazas que muchas personas las vieron, en el Facebook, en el celular de Fabián, hay registro. Ahora voy a ir a la cochería por los cajones, los cuerpos siguen ahí, los velaré muy poco, no me parece prudente sobre todo por la criaturas”, manifestó la mujer.

También sostuvo: “yo soy mamá, a mi hijo lo amo, tengo que ponerme fuerte, ahora me toca ir a ver sus huesos, tener que ir a hablar con sus hijos, a ver qué voy a hacer con su papá, voy a sacar fuerzas de donde no tenga. Hace 10 días estuve 3 meses en cama, él me dijo vieja déjate de joder’, mirá la paradoja. Recibieron amenazas para que dejaran la casa, la puerta no la podían abrir con nada, estaba trabaja de afuera”.

La abuela de los hermanos Bargas también denunció que circulan engañadores en redes sociales juntando donaciones en su nombre. “Hay una persona que ha puesto en Facebook que se necesita mesa, sillas, etc. que no es verdad. Los chicos se vienen a vivir conmigo porque no quedó nada. Se vienen a vivir conmigo porque soy la abuela y con sus tíos, acá en la casa no les hace falta nada. Los aprovechadores, oportunistas que no se manejen de esta forma porque no saben en qué momento les puede suceder”.

Sobre el estado de salud de sus nietos, expresó que: “hay 3 nenes en Terapia todavía, una bastante delicada, dos en sala común, que se les va a dar de alta en un rato. Fernando de 19 tiene quemada la espalda, es posible que sea mañana (el alta). Hay una que recibió el alta la nieta mayor, que está cuidando a los nenes, yo me quedé acá en casa con Lourdes, mi nieta que tiene quemadas las manos”.

Por último, Sara cuestionó “de política, alguien de peso nadie se acercó”. Se necesitan ropa para los chicos y calzado número 34, 36, 37, 23 y 25 además de una cama. Para colaborar, comunicarse a su celular: 154049148.

Fuente: Radio Del Mar

Comentarios

comentar