En horas de la madrugada del Lunes 4 de Marzo, personal de las Divisiones Trata de Personas e Interpol, ambas dependientes de la Superintendencia de Policía Judicial e Investigaciones de la Policía provincial y de la Dirección de Crimen Organizado Zona Sur realizaron controles y tareas sobre diversos locales nocturnos en la ciudad de Rio Gallegos.

Todo en el marco de las tareas proactivas y prevencionales, delineadas para desarrollarse durante el transcurso de este año 2019.

En este aspecto, previamente, se realizó la coordinación de manera mancomunada de labores estrategias a desarrollarse sobre cada objetivo a trabajar con el objeto de prevenir y/o advertir toda circunstancia que pudiera estar reñida con la Ley de Trata de Personas; y para ello, se contó con la valiosa colaboración de numerarios de la Subsecretaria de Trabajo Provincial y del cuerpo de inspectores del área de Comercio Municipal.

El personal interviniente se trasladó a cada uno de los locales y en todos los casos el personal policial destacada de las Divisiones de Investigación realizaron control de documentación de los presentes y poniendo especial énfasis en la consulta de bases de datos de medidas cautelares de diferente tipo; tanto provincial, nacionales e internacionales.

Asimismo, las entidades provinciales y municipales intervinientes labraron actas de constatación laboral y personal, como así, actas de inspección de cada uno de los comercios. También entre otras medidas, se abordó las relacionadas con la seguridad e higiene de los recintos y toda documentación habilitante.

Se logro identificar un total 42 personas, 15 de ellas mujeres y 27 hombres, todas mayores de edad, entre las nacionales que surgieron se encontraron argentina, colombiana y dominicana.

Las cuales en sus diferentes aspectos fueron abordadas y mantuvieron entrevistas personales con el personal del Gabinete de Trabajadoras sociales dependiente de la División Trata de Personas, quienes buscaron constatar cualquier situación que pudiera evidenciar conexión con las diferentes modalidades de explotación.

Este tipo de trabajo coordinado entre diferentes entes estatales, tanto provinciales como municipales, abre un gran abanico de posibilidades en materia de prevención, lo que redunda sin lugar a duda en mayor efectividad en materia de seguridad ciudadana.

Comentarios

comentar