El Dr. Amadeo Figueroa, residente de Caleta Olivia, en el año 2016 presentó un escrito en el juzgado local pidiendo un amparo ambiental por los derrames y colapsos de las cloacas en las calles de nuestra ciudad.

“En el momento en que hice este amparo, a modo individual, ese año la ciudad estaba colapsada. Había que hacer cesar los derrames cloacales de forma urgente. Por donde se fuera habían verdaderas lagunas de materia fecal”, comenta el Dr. Figueroa.

En cuanto a la resolución del amparo, el Dr. Amadero dijo en el mediodía de Frecuencia Patagonia que “tuvimos 3 audiencias con Servicios Públicos y llegamos a la conclusión de que íbamos a trabajar en los puntos que Servicios Públicos reconoció que eran falencias de ellos. Formalizamos la voluntad del acuerdo en el mes de Diciembre 2018, razón por la cual la jueza dispuso las inspecciones oculares hechas ayer Martes 08 en muchos puntos de la ciudad, desde el Rotary hasta la esquina de la escuela 14”.

Además de este amparo, “la jueza propuso hacer un recorrido por la planta de ósmosis inversa, mi conclusión es que porque gran parte de este problema es que no se recibe agua todo el tiempo en la ciudad, lo que provoca que los sólidos de los líquidos cloacales se asienten y cuando llega el agua nuevamente no se los puede llevar”.

Al momento de preguntarle el por qué realizar este amparo, Figueroa contó que lo hizo “porque lo traía en mente y lo presenté, después no deja de ser una cosa que uno hace a pulmón”.

“Lamentablemente van a tener que romper algunas calles, porque van a tener que cambiar algunos caños que están deteriorados”, agregó y finalizó recalcando que “la situación mejoró muchísimo desde el momento que se presentó el amparo. El tema es que tenemos que plantearnos y ser ambiciosos en lo que queremos como sociedad, queremos una red cloacal en buen estado”.

Escuchá la nota completa:

Comentarios

comentar