Así lo confirmó el diputado por Unión Para Vivir Mejor Gerardo Terraz, al anticipar que los jefes comunales se reunirán esta semana en Cañadón Seco para elaborar un documento por el que solicitarán a ambos Ejecutivos que “se pongan de acuerdo en la terminación de la usina”. Mientras, planteó que “la Intervención ha ganado tiempo para avanzar en sus políticas”.

Tras la concreción de la primera reunión del Consejo Provincial Hidrocarburífero, el representante por la minoría Gerardo Terraz señaló que “como arco político deberíamos tener una mirada más amplia de lo que significa la termousina en materia energética”, algo que, según recordó, “traería beneficios económicos para la provincia y, por ende, a través del sistema de coparticipación, a todos los municipios de la provincia”.

En ese sentido, el diputado por Unión Para Vivir Mejor contó a LU12 Radio Río Gallegos que “hay dos acciones concretas que empiezan a marcar las negociaciones de otras maneras: una es iniciar un expediente en el Ministerio de Trabajo de la Nación (porque hasta ahora todas las conversaciones se han dado de manera informal) y, la otra, retrotraer los despidos».

«Una vez que eso suceda nos sentaremos a discutir qué es lo que está dispuesta a hacer la intersindical de los trabajadores y qué está dispuesto a aportar el Gobierno Nacional para poner en funcionamiento la mina, que es lo que generaría un aporte en materia energética para el país”, sostuvo, y remarcó que “hasta que esto no suceda está claro que no hay intenciones de resolver el problema y que sólo hay maniobras dilatorias para tratar de persuadir a la mayor cantidad de trabajadores posibles para disfrazar los despidos a través de los retiros voluntarios”.

Por consiguiente, pidió a los trabajadores de la mina “tener un poco más de paciencia” porque “después de estas acciones que vamos a llevar adelante se puede llegar a un buen puerto, pero se deben cambiar las formas”, y reiteró que, durante este tiempo, “la Intervención ha ganado tiempo para avanzar en las políticas que ya tenían definidas hace mucho tiempo, que eran los despidos y achicar el déficit a través del hilo más delgado que son los trabajadores”.

El pedido a los Ejecutivos

En ese contexto, Terraz anticipó que entre jueves y viernes de esta semana se congregarán los intendentes de Zona Norte en Cañadón Seco –adonde también asistirá un especialista en materia energética para “explicar qué falta para terminar la termousina”- para “solicitarle al Gobierno Nacional y al Provincial que se pongan de acuerdo en la terminación de la usina”, lo que “obligaría a la reactivación de la mina”.
“Los intendentes tienen que empezar a tener otro tipo de rol, no sólo localista sino también general, acerca de lo que pasa en la provincia y empezar a pronunciarse a favor de la finalización de la usina”, agregó.

(Fuente: La Opinión Austral)

Comentarios

comentar