Ya fueron cinco las entregas de terrenos realizadas por el Concejal Rubén Martinez, obviando  las ordenanzas y la misma comisión de tierras bipartitas entre la municipalidad y el Concejo Deliberante que él preside.

Lo llamativo es que el propio Concejal hace unos días agradeció de manera pública a sus pares por el respaldo y apoyo de manera unánime, supuestamente a una actitud a la cual también los propios miembros del Honorable Concejo Deliberante calificaron como irregular y anómala.

En la última sesión del Honorable Concejo Deliberante del 2017, los ediles y por unanimidad aprobaron una petición del concejal Rubén Martinez, a través de la cual se autoriza al Ejecutivo a que dé tratamiento al convenio firmado entre la Municipalidad y la firma Salas y Del Río y dé tratativa al decreto 1735/11, “el Ejecutivo es quien no debe evadir su responsabilidad para que se otorgue definitivamente esos terrenos a las personas que inscribí.

«Deben sentarse con la parte que corresponde y concretar esa entrega de lotes”, sostuvo el Edil Martinez al diario de papel de la ciudad de su edición del 29 de diciembre del 2017. De esta manera se evidenciaría que los mismos ediles que denunciaron en la Justicia al Concejal y analizaron la posibilidad que sea separado de su cargo, hoy avalarían la entrega que no respeta las ordenanzas vigentes.

Con duros términos y acusaciones, hasta la duda de las condiciones psicológicas de su par, los concejales repudiaron la actitud de Rubén Martinez de entregar terrenos en el sector que identificó como barrio De Dios y hasta derivó en la denuncia penal presentada por el edil del FVS Pablo Calicate por «incumplimiento de los deberes del funcionario público e incitación al delito», argumentando que se toma atribuciones que no le son propias y lleva, engañada, a la gente a la usurpación de terrenos.

A esta denuncia hay que sumar las palabras que quedaron registradas en las actas de sesiones del Honorable Concejo Deliberante, de la propia Liliana Andrade en la que hasta dudaba de las condiciones piscológicas de Martinez y que derivó en el pedido para que se haga los controles pertinentes que en la misma sesión se desestimó. La concejal hasta acusó al concejal de engañar a los vecinos que quieren un terreno para construir sus viviendas.

Hasta el momento se entregaron más de 700 lotes por fuera de las ordenanzas municipales y cada uno de los beneficiarios se compromete a pagar la suma de $7000 por trabajos de agrimensura y $24000 pesos  por el movimiento de tierra, siendo estos ya 700 lotes entregados nos encontramos ante la no insignificante suma de 4.900.000 de pesos que recibirá quien solo se encarga de hacer la agrimensura en los campos que todavía se encuentran en litigio entre la provincia y el apoderado de Salas y del Río. Fue el propio Consejo Agrario que habría informado a la municipalidad que los lotes son de la provincia porque ganó el litigio a la firma Salas y del Río.

Fuente: Diario Nuevo Día.

Comentarios

comentar