Ocurrió esta tarde en  Avenida Jauregui, cuando chocaron un taxi y un auto particular que perdió el control y terminó contra la pared de una iglesia en la que permanecía una gran cantidad de personas.

Los vehículos involucrados fueron un Corsa dominio  DLO 735 conducido por Lorena Rementería quien no llevaba ningún tipo de documentación  y otro Chevrolet Corsa  dominio GSW219 en el que viajaba  Ernesto López, en este caso afectado a la firma Taxi Sur.

Según el relato de testigos la causa del siniestro habría sido la alta velocidad en la que circulaban,  el taxista y al auto particular que perdió el control y se incrustó en la vereda  y puerta de la iglesia.

Afortunadamente solo se registraron daños materiales y milagrosamente ninguna persona lesionada ya que el salón de la iglesia se encontraba repleto de asistentes.

Comentarios

comentar