El complemento  de  muchas ramas del arte fue nuevamente la opción  para el disfrute  de los que se acercaron a la Sala LIliana Venanzi en una nueva edición del Ciclo de Música que ofrece la Supervisión de Cultura.

Con un constante ir y venir de artistas y de público que disfrutó de aca una de las acciones que se desplegaban tanto en el escenario como en el resto del edificio, se cerró el Ciclo de música del mes de julio.  Desde la organización se adelantó que agosto tendrá un sin fin de propuestas  que esperan sirvan para que puedan confluir diversas propuestas.

En esta oportunidad, quienes acercaron la iniciativa decidieron que lleve el nombre de  «El Astronauta Perdido», y es por eso  que  fue complemento de fotografía, pintura y música con una temática  relacionada con el planeta.

Participaron de este ciclo de música como bandas, Las Ruinas Circulares, Martin Die, Son Draags y Eze Cassinn,  Aló Foucault  y Laps. El área de fotografía estuvo a cargo de Alma de diamante, Carlos Sosa  y Bladimir Bobadilla. Los artistas plásticos fueron Angel Bae,  Snowball,  Sol Villalva y Rocio Teiguel.

Comentarios

comentar