El ciclo de cine infantil pasó por el B° 17 de Octubre

1226

El cine barrial tuvo su segunda proyección en la Unión Vecinal del Barrio 17 de Octubre. Allí decenas de niños disfrutaron de una película y una merienda en una tarde diferente. A la semana siguiente de la proyección se realiza un taller de cocina, artesanías o reciclado para tener una continuidad.

Desde la Secretaría de Relaciones Institucionales se ofrece esta actividad que se complementa con charlas y talleres para que los niños tengan algo más que una película. La crisis educativa que impide que accedan a las clases con normalidad produce tiempo ocioso en quienes acostumbraban a tener una rutina habitual de estudio. Ese tiempo debe ser aprovechado en otras cuestiones que refuercen la educación. Con esa finalidad, Relaciones Institucionales decidió ampliar la propuesta que inició el año pasado sólo con películas infantiles.

El referente del área Daniel Mercado hizo hincapié en llegar a todos los barrios de la ciudad, en forma articulada con la Dirección de Prevención de Adicciones de la Secretaría de Desarrollo Social y CEPLA. “Donde estamos yendo tenemos convocatoria. Al no haber clases llevamos algo distinto para los niños y adolescentes”, remarcó.

El martes de la semana que viene pasarán por la Unión Vecinal Barrio Rotary 23. Tanto las películas como los talleres son de acceso gratuito. Las proyecciones apuntan a niños de 5 a 13 años de edad y los talleres y actividades lúdicas hasta los 16.

La integrante de DPA Sandra Ortiz agregó que la convocatoria es para trabajar en este marco con diferentes talleres aplicados a jóvenes y niños. Hoy en Barrio Jardín, donde la semana pasada se ofreció la película, habrá un taller de comunicación para los jóvenes y de cocina y reciclado para los niños. “Nos vamos adaptando según la edad, habitualmente trabajamos con juegos. Lo importante es hablar y la confianza que van tomando con nosotros, se forma un buen vínculo que ayuda mucho en el trabajo”.

Doris  Cárdenas de la Unión Vecinal mostró su satisfacción de ceder el espacio para los chicos y adolescentes del barrio. La convocatoria fue un éxito ya que muchos concurren todos los días de la semana para participar de las actividades que ofrece la institución donde también se ofrece apoyo escolar.

Comentarios

comentar