Las entidades de medicina prepaga quieren reunirse con Caputo

Compartir

Tras las feroces críticas del ministro de Economía, Luis Caputo, las empresas de medicina prepaga pidieron una reunión con el Gobierno. “Las empresas de medicina prepaga no son formadoras de precios”, afirmaron desde el sector, a la vez que denunciaron “desfinanciamiento”.

El titular del Palacio de Hacienda arremetió este lunes contra las entidades de medicina prepaga por los múltiples aumentos de los últimos meses: “Le están declarando la guerra a la clase media. Nosotros desde el gobierno, vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance para defender a la clase media”.

Tras el mensaje de Caputo, las cámaras que nuclean a empresas de medicina prepaga (CIMARA, ADEMP Y CEMPRA) informaron a través de un comunicado que pedirán una audiencia “a fin de acercarle toda la información con la que se cuenta y que explica -entre otras situaciones- el desfinanciamiento al que fue sometido el sector durante años”.

“Entendemos que la situación es de extrema gravedad, por lo que las empresas pretenden no polemizar a través de los medios, sino, por el contrario, abrir una mesa de trabajo y debate que le permita al gobierno comprender la real situación del sistema de salud privado”, afirmaron.

Más adelante en el texto, las entidades señalaron: “Somos conscientes y nos preocupa el aumento de las cuotas, porque valoramos a los argentinos que han optado por este sistema y es nuestra pretensión hacer todo lo posible para que continúen haciéndolo. Pero debe comprenderse que las empresas de medicina prepaga no son formadoras de precios. En todo caso, el impacto de la inflación del país cruza transversalmente todos nuestros costos, de la misma forma que impacta sobre cada familia argentina”.

“Estamos seguros de que con un diálogo responsable y transparente se podrá llegar a acuerdos que contemplen la necesidad de todos los actores. El sector está dispuesto a acompañar -dentro de las reales posibilidades- los esfuerzos del gobierno por resolver los problemas de fondo de nuestro país”, finalizaron.

Aumentos sin techo


Desde que asumió Javier Milei, que a través del Decreto 70/23 desreguló los precios de las prepagas, las cuotas subieron 108,2%: 40% promedio en enero; 27,5% en febrero y 20% en marzo. Para abril, en tanto, ya anunciaron incrementos de entre el 15 y el 20%.

Medicus informó a sus clientes: “Como es de público conocimiento, las empresas de medicina prepaga nos vimos afectadas seriamente, durante los últimos años, al asumir el mantenimiento de un servicio médico con valores de cuotas inferiores al contexto inflacionario, hasta el límite de la propia supervivencia del sector de salud privado. Hemos absorbido, al mismo tiempo, la suba en insumos médicos, prótesis, medicamentos y el agregado de nuevas coberturas, lo que se suma a la inflación propia que se ha ido generando estos meses”. Y agregó que “por estos motivos, la cuota de su plan médico del mes de abril tendrá un incremento del 15,95%”.

Swiss Medical anunció un aumento de 16,9% en abril: “El Gobierno Nacional ha decretado mediante el DNU 70/2023 del 20 de diciembre del 2023 la emergencia sanitaria en el país, posibilitando de tal manera recomponer los precios de los planes vigentes sin la previa autorización del Ministerio de Salud. Con ello se habilitó a las empresas de medicina prepaga a calcular los incrementos de sus costos y disponer aumentos de cuotas que respondan a los mismos”.

En tanto, Galeno informó un aumento del 18,95% que sus clientes deberán pagar a partir del primero de abril. Así, esta firma subirá el precio de su servicio un 2% más que Swiss Medical y casi un 3% más que Medicus.

También