Pasadas las nueve de la noche del miércoles quedaron en libertad los hermanos Ivovich a disposición de la jueza de la causa en la que fueron denunciados por agresiones físicas a cuatro jubiladas y amenazas de muerte.

Casi un día después de haber quedado detenidos por la agresión a dos abogadas y dos jubiladas, los hermanos Ivovich quedaron en libertad luego de fijar domicilio, informaron fuentes policiales.

Hasta el momento, Ariel Ivovich sigue siendo el presidente de la Caja de Previsión Social, ya que no renunció y el Gobierno no lo apartó de su cargo.

Fuente: El Diario Nuevo Día

Comentarios

comentar