El presidente de la comisión de fomento de Cañadón Seco, Jorge Soloaga presidió a mediodía el acto central por el Día de la Memoria, la Verdad y la Justicia, del que también tomó parte su equipo de colaboradores, invitados especiales y vecinos en general.

 

Vale señalar que el monumento de la Memoria, la Verdad y la Justicia ha sido revalorizado a la jerarquía simbólica de “Altar de la Memoria por la Verdad y la Justicia”, en reconocimiento a quienes dejaron su vida por sus convicciones en tiempos de dictadura y a aquellos que son referentes de la memoria viva que padecieron cárcel, tortura y exilio en las dictaduras de Videla y Pinochet.

En primer lugar el jefe comunal, la soberana 2015 Ana Tenorio (nieta de Orieta Colin Soto) y Juan Domingo Rivarola descubrieron la placa que representa el testimonio, el reconocimiento y la reparación moral de quienes debieron sufrirlo en carne propia.

Seguidamente se descubrió la inscripción de la Ley 3.167 que pone acento y reconoce como jóvenes del bicentenario a habitantes de la provincia de Santa Cruz que fueran detenidos y desaparecidos durante la última dictadura militar.

Para ello, fue invitada una de las autoras de dicha Ley, diputada mandato cumplido y actual comisionada de fomento de fomento de Jaramillo – Fitz Roy, Ana María Urricelqui, el jefe comunal y la soberana 2016 Florencia Choqui.

Seguidamente Soloaga, junto a Mónica Rampoldi (hermana de Reinaldo), Rivarola, Choqui y Tenorio, descubrieron las flamantes gigantografías de Oscar “Puño” Montoya y Reinaldo Rampoldi. Paralelamente, se presentó a la comunidad el primer Altar de la Memoria, la Verdad y la Justicia en el país.

Luego de entonarse las estrofas del Himno Nacional, se realizó un minuto de silencio en memoria de los jóvenes que fueron brutalmente asesinados y de quienes aun se encuentran desaparecidos.

 

 

 

CARTA

Seguidamente se dio lectura a una carta enviada al presidente de la comisión de fomento por Fermina Álvarez de Clivio y Oscar Héctor Clivio, quienes resultan ser madre y hermano de Eduardo Clivio.

A través de la misma señalan: “Fue víctima por no poder volver a su país, a sus raíces, a su familia. Pero murió por causas naturales en Colombia, el día 13 de diciembre de 2003.

Por ello, es que habiéndonos enterado del homenaje que le realizaron en ese querido pueblo, haciéndolo ocupar un lugar de privilegio junto a los verdaderos mártires Walmir Oscar  “Puño” Montoya y Reinaldo “Tatú” Rampoldi (entrañables amigos y compañeros), es que consideramos, y así le pedimos, que su imagen sea retirada del monumento.

Eduardo murió con sus ideales. Puño y Tatú fueron desaparecidos y asesinados por sus ideales. No nos parece justo que comparta este triste sitial. Agradecemos la posibilidad que nos brinda al escucharnos, y así permitirnos reivindicar la historia”.

 

HOMENAJES

Por otra parte, Mónica Rampoldi hizo propicia la oportunidad para entregar al jefe comunal artículos personales de su hermano Reinaldo, para que los mismos sean exhibidos en el futuro Museo de la localidad, en tanto que Soloaga le obsequió un cuadro que contiene el escudo de la comisión de fomento.

Más tarde, familiares y amigos tanto de Montoya como de Rampoldi, realizaron la ceremonia del riego de las plantas que fueron colocadas en la plazoleta, tratándose de Laurel, símbolo de la victoria, Lavanda, simbólica del recuerdo y Laurentino, proyección, trascendencia e inmortalidad, tras lo cual se depositaron ofrendas florales a los pies de las gigantografías.

A continuación, hicieron uso de la palabra la representante de Derechos Humanos Elena Virlan, la soberana Florencia Choqui, el estudiante universitario Alexis Gallegos y Juan Domingo Rivarola.

Minutos más tarde, Mario Basiglio homenajeó a su amigo “Puño”, interpretando algunas de las canciones que cantaba junto a él, tras lo cual el grupo “Residentes” interpretó un tema de su autoría alusivo al Día de la Memoria.

 

“ANIQUILAMIENTO DE UN

 

PROCESO DE LIBERACION”

Al dirigirse a los presentes, el jefe comunal manifestó que “lo que se puso en marcha en América Latina, denominada plan cóndor, terminó con  procesos democráticos de nuestro país y de América Latina, donde la soberanía popular, la justicia, la dignidad y la libertad de los pueblos fueron aniquiladas”.

“El 24 de marzo no fue un hecho aislado en Argentina, se pone de manifiesto una de las grandes contradicciones que se instalan en la vida de los pueblos en el mundo, liberación o dependencia”.

Al mismo tiempo agregó que “en esa fecha se pone en marcha un plan de saqueo sistemático para quedarse con el esfuerzo de todos para unos pocos, usando a las fuerzas militares que debían estar al servicio de la protección de hombres y mujeres que forman parte de un pueblo; para satisfacer esos intereses de concentrar más riqueza para minoritarios grupos de poder en la Argentina, la concentración del capital y de la riqueza en manos de unos pocos contra el esfuerzo y el interés de muchos y fue entonces cuando encontraron el argumento perfecto para cumplir con ese objetivo, las diferencias tremendas en el proceso democrático que vivió  la Argentina para poner en marcha el aniquilamiento de ese sistema democrático y el estado de derecho en nuestro país”.

Paralelamente leyó lo que en el libro que se publicó en 1981 y que se denominó ‘Las locas de la Plaza de Mayo’ uno de los miembros de la dictadura militar, el general Ibérico Saint Jean, declaró en una entrevista a medios periodísticos afines: ‘primero mataremos a todos los subversivos, luego a los colaboradores, luego a sus simpatizantes, luego a quienes permanezcan indiferentes y por último a los indecisos’”.

“Esta es la historia que vivió el país el 24 de marzo de 1976 –sostuvo- y que durante siete años debimos soportar los argentinos, hasta la recuperación del proceso democrático”.

 

“AQUÍ EL 24 DE MARZO NO

SE CAMBIA NI SE ALTERA”

Por otra parte, Soloaga recordó que “el presidente de la Nación, Mauricio Macri, electo por la mayoría de los argentinos, no hace mucho tiempo tomó la decisión de modificar fechas fundamentales para la construcción de la conciencia colectiva en Argentina y este es uno de los acontecimientos que dispuso modificar”.

 

“Pero nosotros desde Cañadón Seco dijimos que aquí el 24 de marzo no se cambia, ni se altera, ni se modifica y seguirá siendo así ahora y siempre porque es lo que nos exigen desde donde estén ‘Naldi’ Rampoldi, ‘Puño’ Montoya y tantos hombres y mujeres de la historia Argentina que sucumbieron en la línea de ese proceso nefasto que vivió el país”, afirmó.

“Por eso –manifestó- decimos, que este 24 de marzo aquí estamos y aquí estaremos para sostener permanentemente esta fecha como baluarte del proceso de construcción colectiva de la memoria, la verdad y la justica, por nuestros jóvenes y por nuestra sociedad, para que vivamos en paz, con justicia, dignidad y libertad. Para que se terminen los planes escudados en el nombre de un ave extraordinaria como el Cóndor, las doctrinas de seguridad nacional, ese sistema nefasto y perverso del terrorismo de estado en el que un juez era un torturador, los juzgados cárceles clandestinas de tortura, donde la señora justicia era la señora muerte”.

 

GIGANTESCO PAÑUELO BLANCO

Cabe mencionar que en un gigantesco paño blanco que al final del acto se izó en uno de los mástiles del sitio se asientan cientos de manos de muchos vecinos “como señal de compromiso con estas consignas esenciales en la vida de nuestro pueblo, que simbolizan el emblema de lucha y dignidad de las madres que se sobrepusieron al dolor, al rencor, al odio y a la muerte, el gran pañuelo blanco de las madres del dolor, en señal de ese compromiso vital en la vida de los pueblos, para que nunca más tengamos un 24 de marzo en nuestra patria, nunca más terrorismo de estado”.

“Este sitio que hoy pasa a ser altar de la Memoria, la Verdad y la Justicia tiene el objetivo de estimular el proceso de construcción de conciencia colectiva y memoria como pre requisito indispensable para la transformación social de nuestra patria”, finalizó.

????????????????????????????????????
????????????????????????????????????
????????????????????????????????????

Comentarios

comentar