Patricia González y Scott Hecker, miembros de International Conservation Fund of Canadá (ICFC) visitaron Río Gallegos para monitorear el proyecto que lidera la Asociación Ambiente Sur para la conservación y elaboración de un plan de manejo en la Reserva Provincial de Aves Migratorias, área protegida perteneciente al ecosistema del estuario del río Gallegos.

El proyecto “Aves playeras en el estuario del río Gallegos, Santa Cruz, Argentina”, fue iniciado en 2014 con el respaldo de International Conservation Fund of Canadá (ICFC) para dar apoyo al manejo de la Reserva Provincial de Aves Playeras ubicada sobre el estuario del río Gallegos y colindante con la Reserva Costera Urbana de la ciudad, de jurisdicción municipal. En ese marco, Ambiente Sur firmó un convenio con el Consejo Agrario Provincial  (C.A.P.) para trabajar en colaboración ya que esta institución es la Autoridad de Aplicación en la reserva provincial. En 2016 se sumó a la tarea conjunta la Unidad Académica Río Gallegos de la UNPA, desde cuyo ámbito de investigación se generó históricamente la información que permitió fundamentar la creación de las dos áreas protegidas del estuario local. La UNPA-UARG aporta los  aspectos técnico- científicos para la elaboración del Plan de Manejo.

Con la visita de los miembros de ICFC a Río Gallegos en el marco de una gira por los sitios patagónicos argentino-chilenos que trabajan con el apoyo institucional de este Fondo para la conservación de las aves playeras, se cierra una primera etapa de este Proyecto en el cual se avanzó en los objetivos propuestos, tales como presencia en la Reserva provincial, relevamientos con el fin de detectar las fluctuaciones de las poblaciones de aves playeras migratorias neárticas y patagónicas, conocimiento del terreno y manejo del sitio con la elaboración del Plan de Manejo, que se encuentra en estado avanzado con propuestas y recomendaciones de manejo, las cuales se gestaron a partir de un primer taller interinstitucional y participativo realizado este año.

González y Hecker recorrieron junto a miembros de Ambiente Sur la zona del proyecto; allí se identificaron las especies prioritarias que visitan esa área de la Reserva provincial, las amenazas, debilidades y fortalezas del sitio, además de generar ideas y propuestas para la continuidad del proyecto. Ambos expertos sostuvieron además reuniones con actores locales y con autoridades, entre ellas con Roberto Giubetich, Intendente Municipal de Río Gallegos, la Directora de la Agencia Ambiental Municipal y la Directora de Fauna del C.A.P.

Hecker, quien está a cargo de los proyectos de conservación de aves playeras de ICFC, cuenta con más de 30 años de experiencia en el trabajo con las aves playeras  y ha visitado diferentes centros de interpretación a lo largo de su trayectoria. En ese sentido, manifestó su sorpresa y admiración por las instalaciones del Centro de Interpretación Estuario del Río Gallegos (CIERG) por la profesionalidad de su diseño y administración, por la excelente producción artística utilizada para brindar información al público  respecto del estuario y las aves playeras, y por el sustento científico que la respalda. Asimismo, los integrantes de ICFC enfatizaron su conformidad con el trabajo que se está llevando adelante en el marco del proyecto que financian y por la calidez, compromiso y pasión por la conservación de las aves playeras del equipo de Ambiente Sur.

Reserva Provincial de Aves Migratorias

La Reserva provincial de Río Chico para Aves Migratorias fue creada en 2001 por Ley Provincial Nº 2583. Protege una muestra representativa de las marismas y planicies intermareales que constituyen sitios de alimentación y descanso para miles de aves migratorias del hemisferio norte, como el Playero Rojizo, el Playerito Rabadilla Blanca, la Becasa de mar, etc., y aves migratorias de la región patagónica como el Chorlito Doble Collar y el Ostrero Austral, entre otros.

Su importancia radica en albergar en determinados períodos a más del 2% del total mundial de población de algunas de estas especies, varias de ellas de alta prioridad conservacionista dada la constante disminución de sus poblaciones.

En el primer taller sobre la Reserva Provincial realizado este año se avanzó en definir objetivos y metas de conservación y la categoría de conservación del sitio de acuerdo a la nueva ley provincial Nº 3466, sancionada en 2015. En base a la información disponible en el área, se realizó una identificación y análisis  del inventario de recursos (naturales, culturales, socioeconómicos, etc.), el listado de publicaciones y trabajos técnico-científicos ya publicados y los que aún es necesario realizar para llenar los vacíos de información existentes sobre el área protegida y que se consideran imprescindibles a la hora de elaborar el plan de manejo, y se identificaron amenazas para la reserva a fin de establecer estrategias para minimizarlas.

Como parte de estas acciones se firmó además un convenio de comodato con un propietario de terrenos linderos a la Reserva Provincial en una zona clave donde se situó un refugio adquirido con fondos del proyecto, el que albergará y dará protección frente a las inclemencias del tiempo a los agentes de conservación que cumplirán tareas de monitoreo en el terreno durante todo el año.

Actualmente, se vienen realizando tres veces por semana monitoreos y relevamientos de aves, detección de amenazas sobre el ecosistema y contacto con vecinos y propietarios linderos a la Reserva.

Asociación Ambiente Sur

 

Comentarios

comentar