Durante un operativo a cargo de personal de Comercio y Bromatología  se logró detectar a varios rodados particulares en los cual se trasladaban y repartían productos alimenticios primarios sin ningún tipo de control; se procedió al decomiso.

Se trató de un trabajo que demandó varios días, y que culminó cuando se logró detectar infragantti, cuando se descargaban en un “depósito clandestino”, productos alimenticios de primera necesidad como frutas y verduras, para luego ser comercializados sin previo haber sido analizados y confirmados para su venta por el ente de contralor.

Según comentó el Supervisor de Comercio y Bromatología,  Antonio Quiroga Quiroga, se constató que  se trasladaba la mercadería en autos particulares a distintos comercios de la ciudad.  “Encontramos que llevaban verduras y productos cárneos” , y aseveró: “se trató de un trabajo de investigación del personal dependiente de la Supervisión”.

También sostuvo que los operativos y constataciones en los comercios proseguirán en pos de lograr que todos estén vendiendo en las mismas condiciones, “no puede ser que un vecino que a pesar de las crisis, pague sus impuestos, esté dispuesto a todos los controles y tenga todo en condiciones, y otros por querer tener ventajas, no hagan lo mismo”.

decomiso productos1

Comentarios

comentar